...

...
Pincha en la imagen para acceder a la revista.

14 de febrero de 2016

La dicha suprema de la palabra


     La madrugada me ofrece la dicha suprema de la palabra. Mi voz retumba, con fuerza, en los rincones perdidos de la noche, el eco se diluye en esquinas asesinas.

     El silencio me ayuda a entender muchas cosas de la vida, demasiadas; lentamente voy dibujando versos absurdos en las cuartillas envejecidas de mi alma, las ilusiones vomitan las mismas rimas, las emociones se repiten machaconamente.

     Quisiera encontrar nuevos caminos y poder desentrañar los viejos enigmas desconocidos, entonces, trataría de seguir sus pasos y ganar tiempo al tiempo. La necesito a mi lado, necesito sentirme vivo, es preciso despojarme de todas las desdichas, he de huir de todos los temores absurdos, miedos que, tal vez, sólo existan en mi inconsciente, pero mis versos se pierden en oscuridades perpetuas, incertidumbres eternas que se resisten a desaparecer por la senda misteriosa del olvido, tratan de borrar sus huellas.

     Mis palabras gritan, no cesan de gritar, los poemas ocres vagan sobre la tarde cenicienta, desean alcanzar el horizonte compartido.
EnR-TV

Pincha en "Lista de reproducción" para elegir tu vídeo preferido. Tienes 52 vídeos a tu disposición. De momento.

...